REINOUNIDO
Presidenta del CNE denuncia agresión al poder electoral para invisibilizar el voto de 8 millones de venezolanos PDF Imprimir E-mail
Escrito por MPPRE   
Miércoles, 02 de Agosto de 2017 01:00

img 36771501710650

La presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE) de la República Bolivariana de Venezuela, Tibisay Lucena, repudió las “graves” afirmaciones emitidas por el representante de la empresa proveedora del órgano comicial (Smartmatic), Antonio Mugica, respecto a las elecciones de la Asamblea Nacional Constituyente celebradas el pasado domingo 30 de julio en el país.

TSe trata de una opinión sin precedentes por parte de una empresa cuyo único rol en el proceso electoral es el de proveer ciertos servicios y soporte técnico que no son determinantes en sus resultados (…) No es una empresa privada radicada fuera del país la que garantiza la transparencia y credibilidad del sistema electoral venezolano; el sistema electoral venezolano tiene una arquitectura de seguridad con procedimientos que dejan en manos del ciudadano su validación”, enfatizó Lucena.

En rueda de prensa, la presidenta del Poder Electoral no solo ratificó la masiva participación en los comicios constituyentes, sino que remarcó la participación de la empresa en todo el proceso de auditorías.

“Estas auditorías incluyen la certificación del software de la máquina y del sistema de totalización que ahora se pone en duda, es decir, cualquier manipulación como la que señala Mugica supone desconocer que Smartmatic es parte de la seguridad del sistema de totalización”, indicó.

En este contexto, acentuó que el Poder Electoral venezolano se reserva las acciones legales que correspondan a “tan irresponsables afirmaciones”, que surgen luego de tres días de las elecciones en los que el pueblo venezolano “ha estado en paz”.

El representante de Smartmatic insinuó, en un comunicado, una diferencia de 1 millón de electores con relación a las cifras anunciadas por el CNE.

Ataques contra el Poder Electoral

En sus declaraciones a los medios, Lucena recordó los ataques contra el Poder Electoral venezolano antes y durante el proceso comicial, que “Ilustran la situación inédita de asedio inscrita en una estrategia para destruir la institución electoral”.

A estas acciones se suma la sanción impuesta por el Gobierno de Estados Unidos en su contra, “por el único motivo de organizar una elección universal, directa y secreta, en donde estaban habilitados para votar todos los venezolanos y las venezolanas inscritas en el registro electoral; una sanción que se origina por el cumplimiento de la Constitución y las leyes venezolanas”.